miércoles, 29 de agosto de 2012

Novedades - Melvin Taylor – "Sweet taste of guitar" (2012).


El flamante álbum del guitarrista formado en Chicago tiene muy poco que ver con los discos que grabó durante los 90 para el sello Evidence junto a la Slack Band. Por aquellos años, Taylor estaba completamente absorbido por la figura de Stevie Ray Vaughan y eso lo dejó plasmado especialmente en el álbum Dirty pool. Sweet taste of guitar es un disco de jazz, en el que Taylor da rienda suelta a toda su versatilidad. Hay algo de blues, claro, pero es la excepción. Por ejemplo That’s my blues tiene una base clásica pero cuando la guitarra de Taylor empieza a volar los doce compases hacen un esfuerzo por no esparcirse. El álbum tiene un par de particularidades: una es que Taylor grabó todos los instrumentos y la otra es que es completamente instrumental. Sweet taste of guitar parece su tributo al sonido de grandes guitarristas como Wes Montgomery, Kenny Burrell y George Benson, pero donde también se nota el espíritu de Albert King y Otis Rush.
Según la opinión de muchos y grandes personajes de la música, Melvin Taylor es el mejor guitarrista de Blues que haya emergido desde Stevie Ray Vaughan. Internacionalmente aclamado, particularmente desde Europa, Taylor ha sabido deslumbrar a sus audiencias haciendo hábil uso de su estilo veloz y ecléctico, donde se mezclan sonidos del Blues Jazz y Rock, y se reconoce la escuela de sus favoritos B.B. King y Jimi Hendrix.
Como muchos otros maestros del Blues, Taylor fue criado en Chicago, donde su familia se radicó en el año 1962. Sus primeros pasos con la guitarra los dio junto al hermano de su madre, su tío Floyd Vaughan, contemporáneo del mítico Muddy Waters. Gracias a él, Taylor tuvo la oportunidad de compartir sesiones musicales a la temprana edad de 12 años, junto a grandes figuras de la época.
En su adolescencia, la música de Taylor tomó un giro hacia los clásicos temas de los '70, al unirse a la banda "Los Transistores", manejada por su futuro padrastro, quién logró mover a la agrupación por diversos escenarios de clubes y shows de talento. A comienzos de los años 80, "Los Transistores" se separaron, hecho que hizo regresar a Taylor a los clubes del lado oeste y a las familiares tonadas del Blues. 
Es alrededor de esta época
donde ocurre un hecho trascendental en la carrera de Taylor: El afamado pianistaWillie "Pinetop" Perkins decide acogerlo como su guitarrista para una gira por Europa. Taylor se unió a la "Legendary Blues Band" por un año, junto a quienes causa tal impacto en todo el Viejo Continente, que muy pronto recibe ofertas de volver a tocar en clubes y festivales con su propia banda. Desde finales de los '80, Taylor efectúa giras regularmente por toda Europa, además de haberse presentado como show de apertura para grandes figuras como B.B. King, Buddy Guy, Santana, George Benson y Canned Heat, siendo siempre aclamado y elogiado tanto por su audiencia como por la prensa especializada

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada